ARQUIDIOCESIS DE ACAPULCO
   
 
  Segunda carta a los Tesalonisenses

SEGUNDA CARTA DE SAN PABLO A LOS TESALONICENSES

 

El autor de esta segunda carta podría no ser el mismo Pablo, y los destinatarios no ser sólo los tesalonicenses. El autor necesita revestirse de la autoridad del apóstol para salir al paso de una psicosis apocalíptica, tal vez surgida por las tensiones de la guerra judeo-romana de los años 66-70 y las primeras persecuciones en gran escala desatadas contra los cristianos dentro del imperio romano.

ESTRUCTURA DE LA CARTA

1)      Juicio y venida de Señor. (1,3 a 2,17)

2)      Recomendaciones. (3,1 a 3,15)

3)      No faltan el saludo (1,1-2)

4)      y la despedida (3,16-18).

CONTENIDO DE LA CARTA

- Además de las advertencias y recomendaciones inspiradas en la primera carta, el autor sale al paso de ciertas inquietudes y ansiedades provocadas por el retraso de la venida del Señor. El Señor no está "a las puertas". Tampoco se puede pensar que ha venido ya y que el juicio final va a tener lugar de un momento a otro. Hay que seguir esperando, vigilantes y al mismo tiempo sosegados y activos. Hay que construir la "ciudad eterna" y no dejarse atrapar por el "parasitismo religioso".

- Los temas de la carta serán ampliamente desarrollados por el "Apocalipsis" de Juan. a menudo en la historia de la Iglesia (también en nuestros días), aparecen "pseudo-profetas" o sectas que, llevadas por un espíritu infantil, anuncian el fin del mundo y terribles males para la humanidad. Aunque el Nuevo Testamento afirma la realidad del "anticristo" (lo tenemos presente en
nuestro mundo bajo muy variadas formas), Pablo afirma que es precisamente el anuncio del Evangelio y los apóstoles lo que impide que este anticristo obre a sus anchas. Es necesario mantenernos firmes en el Evangelio pues hemos sido llamados a la salvación, es Jesús el que anima a todos interiormente y hace progresaren toda obra y palabra buena (2,17).

- Es necesario hacer siempre el bien, pero también se hace necesario "corregir" a los que se desvían y la corrección nunca se debe de hacer como a "enemigo" sino como a un "hermano" (3,15).

 


Es la carta el reflejo de una comunidad que espera como algo inminente la venida gloriosa de cristo y organizan su vida en consecuencia, descuidando y olvidando sus compromisos comunitarios. El autor pone en guardia a la Iglesia de entonces y de siempre  contra una interpretación errónea de la esperanza cristiana que pretende evadirse de las realidades presentes. El Señor vendrá a
clausurar la historia, pero mientras tanto, todo cristiano tiene el deber de esforzarse para construir esa historia.





Añadir comentario acerca de esta página:
Tu nombre:
Tu dirección de correo electrónico:
Tu página web:
Tu mensaje:
Horario de Acapulco
 
Publicidad
 
ORACION A SAN PABLO (1)
 
Glorioso apóstol San Pablo, vaso escogido del Señor para llevar su santo nombre por toda la tierra; por tu celo apostólico y por tu abrasada caridad con que sentías los trabajos de tus prójimos como si fueran tuyos propios; por la inalterable paciencia con que sufriste persecuciones, cárceles, azotes, cadenas, tentaciones, naufragios y hasta la misma muerte; por aquel celo que te estimulaba a trabajar día y noche en beneficio de las almas y, sobre todo, por aquella prontitud con que a la primera voz de Cristo en el camino de Damasco te rendiste enteramente a la gracia, te ruego, por todos los apóstoles de hoy, que me consigas del Señor que imite tus ejemplos oyendo prontamente la voz de sus inspiraciones y peleando contra mis pasiones sin apego ninguno a las cosas temporales y con aprecio de las eternas, para gloria de Dios Padre, que con el Hijo y el Espíritu Santo vive y reina por todos los siglos de los siglos. Amén.
ORACION A SAN PABLO (2)
 
Oh glorioso San Pablo, Apóstol lleno de celo, mártir por amor a cristo, intercede, para que obtengamos una fe profunda, una esperanza firme , un amor ardiente al señor, para que podamos decir contigo, no soy yo el que vive, sino es Cristo quien vive en Mí, ayúdanos a convertirnos en Apóstoles, que sirvan a la iglesia con una conciencia pura, testigos de su verdad, y de su belleza en medio de la obscuridad de nuestro tiempo, alabamos junto contigo, a Dios nuestro Padre, a El la gloria en la Iglesia y en Cristo por los siglos de los siglos Amén.
JUEGO INTERACTIVO
 
 
Hoy habia 144054 visitantes¡Aqui en esta página!
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
GRACIAS POR SU VISITA